2 jun. 2014

JAMÁS PERMITAS... MUJER.


Jamás permitas que alguien te esclavice, tú naciste para amar y no
para ser esclava.
Jamás permitas que tu corazón sufra en nombre del amor, amar es un
acto de felicidad, ¿por qué sufrir?.
Jamás permitas que tus ojos derramen lágrimas por alguien que nunca
te hará reír...
Jamás permitas que tu cuerpo sea usado, sabes que es la morada del
espíritu; entonces, mantenlo apreciado...
Jamás permitas quedarte horas esperando por alguien que nunca
vendrá, así te lo tenga prometido...
Jamás permitas que tu nombre sea pronunciado en vano por alguien
que ni se sabe si tiene nombre...
Jamás permitas que tu tiempo sea desperdiciado por alguien que
nunca tendrá tiempo para ti...
Jamás permitas escuchar gritos en tus oídos, el amor es el único que
puede hablar más alto...
Jamás permitas que pasiones desenfrenadas te saquen de un mundo
real para otro que nunca existió...
Jamás permitas que tus pies caminen en dirección de un alguien que
sólo vive huyendo de ti.
Jamás permitas que alguien te aparte de Dios, con pretextos
engañosos.
Jamás permitas que quieran inyectar odio, rencor, o deseos de
venganza en tu interior, porque estos sentimientos envenenan el alma y solo traen tristezas, y dolor al alma y al corazón.
Tu tienes las llaves de tu corazón, abre las puertas a Dios, y deja que
Él actúe conforme a su voluntad y sabrás lo que es amor, paz y
protección divina.
Dios creó en ti un ser maravilloso con amor, paz, sabiduría, ternura,
bondad, humilde, con sentimientos nobles y sinceros: no permitas que
alguien quiera quitar de tu interior toda esa belleza de amor que creó
Dios en ti!!
Feliz inicio de semana...

2 comentarios:

RosaMaría dijo...

Muy asertivo y enriquecedor lo que has escrito. Un abrazo cariñoso

Teresita dijo...

Hola Yanet, que pena que no sigas tu blog, de casualidad te encontré, yo soy "viejita" no tengo facebook ni me gusta semejante exposición. Espero estés bien de tu operación, ya te pongo en mis oraciones para que esté bien y seas tan emprendedora como siempre. Un abrazo!